Concurso Escolar del Diario HOY 2019
Diario HOY Endesa Fundación Caja Extremadura - Liberbank
Concurso Escolar del Diario HOY 2019

Entre líneas

IESO CÁPARRA

ZARZA DE GRANADILLA

REDACCIÓN: Adolfo Granado Alonso, Marta Esteban Hernández, Yago García Delgado, Lucía Sánchez Martín, Noemí Sánchez Torre

Real Madrid Guti: "Tengo que hacer méritos para volver al Real Madrid"

Real Madrid
Guti: "Tengo que hacer méritos para volver al Real Madrid"
Guti

El segundo del Besiktas quiere dar el salto a un banquillo

Deportes

05.04.2019 - Entrelineas

  • Current rating

38 votos

0 comentarios

Es feliz en Turquía. Estambul y el Besiktas le están sirviendo de un postgrado de entrenador que habría tenido complicado obtener en la cantera madridista. No se arrepiente de su marcha. Sabía que tenía que crecer, asumir nuevos retos, pero reconoce que en su cabeza tiene apuntado el posible regreso a la que fue y sigue siendo su casa, el Real Madrid. "Claro que pienso en volver", afirma un madridista de corazón. Se trata de Guti.

P: Segundo entrenador del Besiktas, ¿cómo le está yendo?
R: Bueno, una experiencia más, estoy contento de haber dado este paso y de seguir evolucionando en mi carrera como entrenador. Me sirve para seguir creciendo como técnico, que es lo que quiero ser. Es cierto que la temporada no está siendo fácil y sencilla, ni está yendo como queríamos, pero contento.
 

P: ¿Hay mucha diferencia de pasar de ser el máximo responsable de un juvenil a hacer de segundo entrenador de un equipo de élite como es el de Besiktas?

R: Sí, sí que la hay. Cuando estás en el juvenil lógicamente quieres ganar, pero lo que buscas es que tus jugadores se formen como futbolistas.Quieres que se hagan profesionales, pero aquí ya lo son. Sabía que venía un club importante. Salvando las distancias con el Real Madrid, es un club que aquí en Turquía lucha por todos los títulos. Sabía que iba a ser complicado si las cosas no iban bien. Competir en la Liga turca con los jugadores que hay, no iba a ser sencillo. La experiencia está siendo bastante buena y estoy feliz en el Besiktas.
P: Conocía la Liga turca, conocía la pasión con la que se vive el fútbol en Turquia, conocía el Besiktas, nada le ha sorprendido, ¿no?
R: Sabía la exigencia que me iba encontrar y ese también fue un factor que me animó a venir aquí.
P: Máster, postgrado, prácticas... ¿cómo lo calificaría?
R: Es un máster por varias razones. He pegado un salto de juvenil a profesional, Después porque venía a un país diferente a España, que aunque ya lo conocía, todo es diferente. Estoy en un cuerpo técnico que no me conocía, lo cual día es más complicado, el idioma... Ellos llevaban trabajando mucho tiempo y yo acaba de llegar. Todo eso da forma al máster, pero me ha venido muy bien. Estoy planificando mi mente y preparándola para todo lo que tenga que hacer para cuando sea primer técnico.

P: Y superando momentos complicados porque el entorno no ha sido el ideal.
R: No ha sido una temporada fluida a nivel de resultados, de fútbol. Tampoco a nivel del club. Año difícil, pero no me quejo. Cuando vine en el 2010 ya comprobé cómo trabajaban y ahora sabía que iba ser igual. No me quejo porque estoy haciendo lo que quería y además en un club tan importante como el Besiktas.
P: Ahora que ya ha dejado la época de fomar chavales y que ya tienen contacto con los futbolistas profesionales, ¿es tan diferente eso de ser jugador y entrenador?
R: Sí, sí que es diferente. Cuando eres jugador te preocupas de ti, de tu estado, de tu forma de entrenarte, de si el entrenador te pone o no. Ahora sientes que te tienes que preocupar de que los 24 o 25 jugadores estén bien, en su mejor momento. Sabes que cada uno tiene su personalidad, su diferente manera de jugar, vienen de países diferentes, de otras culturas y todo eso es complicado. Hay que saber llevarlo y por eso es muy importante rodearte de buena gente en tu cuerpo técnico. Que un entrenador lleve todo el peso de una temporada es complicado.
P: ¿Se equivoca el jugador más de lo que él cree?
R: Nos equivocamos todos. Lo que sí que es cierto es que son los que salen al terreno de juego. Son los que hacen que el equipo vaya bien o vaya mal. En este sentido, ellos tienen esa gran responsabilidad que al final también se le atribuye al entrenador. Si los resultados van mal, al final el entrenador es el primero en caer. La responsabilidad y las equivocaciones al final son de todos.
P: Ahora que está en el otro lado, ¿que no hubiera hecho usted en su época de jugador?
R: No lo sé porque se ve todo desde un punto de vista muy diferente. Un jugador nunca se puede poner en la piel de un entrenador. No puede vivir lo que padece o disfruta un entrenador. Ponerte en la piel de un técnico es muy complicado. Cuando acabas tu carrera y te pasas al otro lado, es cuando te das cuenta de la importancia que tiene un entrenador para un club, para un equipo, para una entidad.

R: Como entrenador es muy complicado dar el taconazo de Riazor o un toque tan genial como aquel, ¿no?
R: Imposible. Puedes hacer que tu equipo se asemeje un poco a lo que a ti te gustaba. Se puede lograr. Es cierto que debes tener jugadores que se asemejen un poco a tu manera de entender el fútbol. En mi etapa de entrenador del juvenil cuando he visto a mi equipo jugar bien y hacer algo parecido a lo que yo quería, he disfrutado mucho.
P: ¿Cuándo se dio cuenta de que quería ser entrenador?
R: Cuando fui primer entrenador del juvenil del Real Madrid. Cuando era segundo entrenador lo pasaba mal, porque lo que me gusta es tomar decisiones y siendo segundo es más que complicado.
P: Ahora que está en la élite como entrenador después de haberlo estado durante muchos años como jugador, ¿se acuerda de esos años en los empezaba a jugar al fútbol siendo un niño, del sacrificio de sus padres y de su familia?
R: Gracias a Dios si ha merecido la pena. Si no hubiera llegado a la élite creo que también lo hubiera merecido. En la cantera del Madrid vivimos momentos muy bonitos, momentos especiales. Cuando llegas a la élite todo es diferente, te llevas una alegría inmensa. Puedes vivir de lo que te gusta. Además llega a ese momento en el que toda la gente, toda la familia que te ha estado ayudando en momentos complicados, tienen su recompensa y su momento de disfrutarlo.
P: Siempre, desde que apareción en la elite, ha tenido muy presentes a tus padres en todo momento.
R: Agradezco mucho a mis padres todo lo que han hecho por mí. Les he devuelto lo que ellos me daban, fue darme mucho cariño, mucho amor y siempre me han cuidado mucho desde pequeño. En mi casa se pasaron por días difíciles económicamente hablando. Lo sabía, pero siempre estaban a mi lado, con una sonrisa para ayudarme. Por suerte, en cuanto pude les devolví todo ese cariño. Me sentía en deuda con ellos porque me habían dado todo. Lo habían pasado mal y lo que me apetecía es que disfrutarán de la vida. Lo hice con todo el gusto del mundo y encantado. Es algo que siempre vendrá conmigo. Logré que mis padres tuvieran una vida más acomodada.
P: ¿Qué valores transmite a sus hijos?
R: Mis hijos me apoyan. Saben las dificultades de ser entrenador. Es un trabajo difícil, complicado porque nunca sabes dónde ni cuánto vas a poder estar en un equipo. Y todo esto es duro sobre todo cuando tienes hijos mayores, que ya están asentados en un sitio concreto. Les veo menos, pero el cariño está ahí. Siempre tengo ganas de verlos.

P: Y un pequeño de seis años que casi habla turco ya...

 R: Está aquí con nosotros y la verdad es que habla mas turco que el padre.
P: ¿Cómo vive en Estambul?

R: Se vive muy bien, de verdad. Vivimos en una zona tranquila, con el colegio al lado, el campo de entrenamiento cerca. No nos podemos quejar. Es una ciudad para venir, conocerla y disfrutarla a tope. Es espectacular.

P: ¿Va al Gran Bazar o a Santa Sofía?
R: Con gorra, con gafas e intento no enseñar los tatuajes porque es por lo que me reconocen más fácilmente [ríe]. La gente es muy cariñosa y te respetan mucho.
P: ¿Y cuándo pierde el equipo?
R: Son muy pasionales para todo, tanto cuando ganas como cuando pierdes. Es algo parecido al Bernabéu. No me pilla de nuevas. Es una afición que le gusta ganar y eso es bueno para el jugador, para motivarle y para que sepa que tiene que dar el máximo siempre.
P: Jugador, segundo entrenador del Beisktas...
R: Ya lo dije cuando me fui del Real Madrid. Necesitaba crecer y quiero ser primer entrenador y ese es mi objetivo para la próxima temporada. ¿Dónde? No lo sé. Estoy contento y feliz aquí, pero nunca se sabe lo que va a suceder.
P: Hablaba de la afición del Bernabéu, vaya temporada de sufrimiento, ¿no?
R: Como madridista lo he vivido como ellos. Temporada complicada, después de unos años maravillosos que hemos vivido en Europa. Son ciclos y tenía que pasar. Creo que ha habido jugadores y gente del club que lo ha dicho muy claro, es algo que podía pasar. No sé si esta campaña o la próxima. Ha pasado este año y ahora hay que intentar estar tranquilo y buscar las mejores soluciones.
P: Usted ya vivió situaciones parecidas como jugador...
R: El Real Madrid siempre vuelve. Hay que tocar ciertas cosas, no sé si para motivar a los jugadores o darle un poquito de equipo competitivo para la próxima temporada, para luchar por todo otra vez. Está claro que el Real Madrid sabe que tiene que cambiar ciertas cosas y seguro que lo va a hacer. Todos los jugadores quiere ir al Real Madrid y no creo que tengan muchos problemas. El Real Madrid tiene que fichar y veremos lo que le piden.
P: Pero el mercado se ha vuelto loco.
R: Es una locura. No sé hasta dónde va a llegar. No solo por los traspasos, también por salarios. Si se paga es porque se genera. Eso sí

P: Con todo lo que ha pasado en esta temporada, ¿cree que habría podido terminar como entrenador del primer equipo del Real Madrid?
R: Es obvio que habría tenido más opciones en caso de estar allí, tampoco me gusta mirar atrás. No vale para nada. Ahora estoy contento de haber tomado la decisión de venir aquí. Me ha venido muy bien para saber lo que es ser entrenador en el fútbol profesional y seguir creciendo,
P: ¿Se esperaba ver a Zidane en el banquillo otra vez?
R: Me sorprendió, pero está claro que Zidane lo ha hecho muy bien en el Real Madrid y el equipo estaba en un momento muy delicado. La amistad que hay entre Florentino y Zidane también ha ayudado. Si es para bien del Real Madrid, todos los madridistas estamos contentos de su vuelta.
P: ¿Es tan necesaria hacer una grandísima revolución?
R: Matería prima hay. El Real Madrid sigue siendo el actual campeón de Europa. Es cierto que tal y como está el mercado, no se puede fichar tanto. Hay tiempo para pensar en lo que quiere, lo que tiene y decidir los jugadores que quieren que se quede y lo que necesita.
P: Muchos madridistas dicen que algún día Guti será el entrenador del Real Madrid, ¿sigue siendo su aspiración?
R: Claro. Siempre lo he dicho. Para mí el banquillo del Real Madrid es lo máximo, como lo fue de jugador. Estar algún día allí sería muy importante. Sé que tengo hacer muchos méritos para poder estar ahí, pero también me costó mucho estar ahí como jugador. No le tengo miedo a eso. Lo único que quiero es tener una oportunidad para hacer las cosas bien y que se conozca mi trabajo y seguir creciendo.
P: Ya saben cómo es el Guti entrenador, ¿no?
R: De momento estoy contento con los pasos que he dado. Ahora me queda el definitivo, que para mí es coger a un equipo profesional como primer entrenador. Estoy esperándolo, ilusionado, con muchas ganas y espero que suceda este verano.
P: ¿Cómo le gustaría que jugara ese equipo?

R: Que se vea un poco el reflejo de lo que yo era como jugador. Es cierto que en muchos momentos no se podrá jugar de esa manera, que me tendré que adaptar a los jugadores que tenga. Si es por lo que a me gustaría, tengo claro que me encantaría que se viera algo parecido a cómo me moví sobre el terreno de juego. Si no es así, habrá que amoldarse y ver el momento entrenador. Los grandes lo hacen. Mi meta es poder ser primer entrenador. No hablo del Real Madrid o cualquier grande, porque es algo lejano, complicado. Debes tener un nombre para poder dar el salto.

P: Pero Guti tiene ese nombre del que hace referencia.
R: Mucha gente se queda con el Guti jugador, pero ese se acabó cuando colgué las botas. Ahora soy otra persona. Sigo siendo Guti porque lo voy a seguir siendo siempre, pero ahora tengo una vida totalmente diferente y que espero que alguien me de la oportunidad de poder ser primer entrenador.
P: ¿Fue complicado ese paso?
Sí, mucho. Siempre me ha gustado tomar decisiones y cuando no las puedes tomar...me di cuenta que tenía que pasar por esa etapa, esa de ser segundo, entrenar a niños, ir fomándote...
P: ¿Llega su mensaje al jugador?
R: Sí, sí que llega. Hablamos de lo mismo. Les trato como a mí me hubiera gustado o como me han tratado ciertos entrenadores. Les hago ver lo que es lo mejor para ellos y para el equipo.
P: ¿Dónde está el límite del entrenador?
R: El mejor entrenador es el que en los momentos malos hace que el equipo esté bien y en los buenos, es el que se aparta un poco y deja que de verdad sean los jugadores los que se lleven los elogios.
P: Antes me decía que el buen entrenador es el que gestiona bien los grupos.
R: Me he dado cuenta de que es importantísimo. Cuando estás a nivel profesional es fundamental. La gente se está jugando su dinero, haces que un club gane, que pueda ganar la Liga, pueda mantenerse... Hay que saber gestionar al grupo
P: ¿Cómo se puede gestionar un grupo de 24 cuando juegan 11?

 

R: Los jugadores lo saben. Es cierto que a algunos les sienta mejor o peor. Los jugadores saben que hay que tomar esas decisiones. Hay que tener un cuerpo técnico que comparta contigo eso de poder hablar con los jugadores. No puede ser que sea el primer entrenador el que esté todo el rato con ellos. Desgasta mucho.
P: Nadie duda de su madridismo cuando rechazó ofertas o cuando llegaban jugadores para ocupar su puesto.
R: Todo lo que he tenido que sufrir como jugador es lo que me está haciendo pensar lo que puedo ser de técnico. Confío mucho en mí y creo que puedo hacer las cosas bien. Me va a costar porque la gente tiene en la cabeza el Guti jugador y no el Guti entrenador y ya son siete años. Irá bien. Seguro. Quién sabe si en un tiempo nos vemos en otra entrevista y en otro equipo.
P: Me ha hecho gracia eso de siempre voy a ser Guti.
R: Sí, siempre lo voy a ser. A todo el mundo le digo que me llamen Jose porque me gusta, pero a Guti no tengo nada que reprocharle y por eso siempre seré Guti. También Jose (ríe).
P: ¿Cristiano o Messi?
R: Los dos. Es cierto que hace un tiempo puse un tweet eligiendo a Messi, pero valoro mucho lo que ha hecho Cristiano. Es un grandísimo jugador. Messi tiene más talento, Cristiano tiene más gol, más ambición, es un jugador hecho por sí mismo. Es increíble que en una época en la que ha estado Messi haya sido capaz de ganar cinco Balones de Oro. Ha sido importantísimo, como ha demostrado con el Real Madrid.
P: ¿Pensaba que se le iba a echar tanto de menos?
R: Ha sido un factor importante, más que nada por la productividad de goles. Sobre todo en partidos importantes. El Real Madrid ha echado en falta a Ronaldo.